Propiedades del CBD

¿Qué es el CBD?

Cuáles son las propiedades del CBD, lo primero que tenemos que hacer es explicar qué es este componente. El cannabidiol, conocido por su sigla CBD, es un compuesto que se obtiene de algunas plantas de la familia vegetal de las cannabáceas, entre las que se pueden encontrar otros catorce géneros, de los cuales el más conocido aparte del Cannabis, es el Humulus.

Dentro de cada uno de estos quince géneros existen numerosas especies y las que se pueden mencionar como de mayor interés para este abordaje son algunas del género Cannabis, tales como el Cannabis Sativa, Cannabis Indica, Cannabis Ruderalis, conocidas popularmente como variedades del cáñamo.

Se trata de plantas muy apreciadas, en general, porque todos sus subproductos derivados tienen alguna aplicación: hojas, tallo, flores y semillas.

Las fibras tienen excelentes propiedades que las convierten en insumos muy requeridos para la industria textil y con las semillas se pueden elaborar aceites y otros productos comestibles e incluso intervienen en la producción de biocombustibles y papel.

Hasta hace algunos años el cultivo de las cannabáceas era muy cuestionado por la presencia de un compuesto químico psicoactivo llamado tetrahidrocannabinol y designado por la sigla THC.

La inserción del THC entre sus componentes dio lugar a que estas plantas fueran utilizadas en la producción de psicotrópicos y esto motivó en el pasado que su cultivo fuera legalmente restringido en varios países.

El contenido del THC es muy variable entre las distintas subespecies y cepas de las plantas y esto ha llevado a que las distintas legislaciones pudieran desalentar o permitir sus cultivos en base a la proporción de THC existente en su composición.

En los países con mayor tradición del uso industrial del cáñamo se ha logrado producir cepas con un contenido menor al 0,3% de THC y se exige a los agricultores utilizar semillas certificadas en el orden de estos límites de tolerancia.

Al disminuir los niveles de THC se reducen correspondientemente los efectos psicoactivos, algo que es especialmente útil para los consumidores con propósitos medicinales.

Hay otras variedades que pueden contener mayor proporción de THC, pero en general se procura que no superen el 5% en volumen. 

Estas variedades son las elegidas para el uso medicinal en base al cannabidiol o CBD, que a diferencia del THC no es un compuesto psicoactivo y por lo tanto no necesita estar sujeto a controles y restricciones legales. 

Para este fin, los bancos de semillas buscan desarrollar genéticas con mayor concentración de CBD y menor proporción de THC.

propiedades del cannabidiol

Propiedades del CBD y su situación legal

No existe uniformidad de criterios desde el punto de vista del tratamiento legal en distintos países respecto del empleo de estos productos derivados del cannabis, pero si existe bastante información acerca de las propiedades del CBD.

Ni siquiera entre los diferentes estados de la Unión Europea existe unanimidad de criterios con relación al tema.

Las políticas fluctúan entre los partidarios de una legalización plena, como en Holanda, hasta las prohibiciones existentes en Francia e Inglaterra, pasando por diferentes grados de permisividad.

La situación es muy dinámica porque constantemente se están promoviendo cambios en las legislaciones, de tal modo que en muchos países el consumo es ilegal pero no está criminalizado, como en algunos de Europa del Este.

El fracaso evidente de las políticas punitivas para combatir y controlar el narcotráfico ha logrado instalar el foco del debate sobre la necesidad de diseñar otras formas nuevas de regulación.

En algunos países, como por ejemplo España, es posible encontrar avisos en internet que invitan a comprar online productos psicotrópicos, en sitios web.

En el resto del mundo, el uso recreativo legal es posible, además del caso ya mencionado de Holanda, en Canadá, Sudáfrica, Jamaica, Uruguay y algunos estados de USA. 

Es ilegal pero despenalizado en casi todo el ámbito de Latinoamérica y es decididamente ilegal en África, la mayor parte de Asia y Medio Oriente.

cuales son las ventajas del cannabidiol

¿Cuáles son las Propiedades del CBD?

El CBD presenta evidencia científica de notables beneficios terapéuticos, por ejemplo, para pacientes con historial de crisis epilépticas. 

Está comprobado también su efecto sedativo, dado que es un potente inhibidor de la propagación de señales nerviosas ligadas al dolor.

También se ha verificado que altera el carácter invasivo de las células malignas en el cáncer de mama, disminuyendo sus secuelas y derivaciones, además de poseer un potente efecto antiinflamatorio.

Hay efectos benéficos que se asocian a la utilización de las flores del cáñamo para la preparación de infusiones saludables.

Otro uso posible, esta vez a partir de las semillas, es el de la elaboración de aceites esenciales destinados a las industrias cosmetológica y de los alimentos.

En una descripción con mayor grado de detalle se puede mencionar las principales propiedades del CBD terapéuticas específicas del cannabidiol:

propiedades del cbd farma cannabidiol

1.- Acción Antiepiléptica:

El uso como anticonvulsivante es uno de los empleos benéficos más difundido y por el cual muchos consumidores han bregado por su legalización en distintos países debido a su potencial para reducir las convulsiones. Se trata de una de las principales propiedades del CBD.

Las investigaciones preliminares realizadas permiten determinar que el suministro del CBD en pacientes refractarios a otro tipo de fármacos, logra reducir la intensidad y frecuencia de las convulsiones epilépticas, particularmente en los niños.

La referencia mayoritaria proviene de experimentación primaria y se requiere mayor cantidad de ensayos clínicos para obtener literatura científica que confirme y especifique el potencial curativo del CBD.

Sin embargo, en USA existe ya un medicamento aprobado por la exigente FDA con el nombre comercial de Epidiolex, que es utilizado en pacientes mayores de un año con síndrome de Lennox-Gastaut y síndrome de Dravet.

Estas son dos formas severas de epilepsia infantil cuyos síntomas se tratan exitosamente con el mencionado medicamento a base de CBD. 

www.epidiolex.com

2.- Acción Neuroprotectora:

En los ensayos clínicos de tipo doble ciego, donde se suministra a una parte de la población de pacientes el CBD y a la otra parte un simple placebo, sin que nadie sepa lo que le están dando para estudiar las reacciones, se verificaron mejoras en enfermos con Mal de Parkinson que recibieron el cannabidiol.

Estas mejoras resultaron medibles en los parámetros indicadores de la escala de su calidad de vida o QLS (Quality of life scale).

En investigaciones realizadas por Holly Philpott, Melissa O’Brien y Jason Mc Dougall sobre osteoartritis, que es una enfermedad articular degenerativa con inflamación intermitente y neuropatía periférica, el CBD demostró tener potencial analgésico incluso en pacientes resistentes a los medicamentos convencionales.

También en otras dolencias caracterizadas por trastornos musculoesqueléticos como la esclerosis múltiple y la esclerosis lateral amiotrófica, el CBD confirma su capacidad neuroprotectora con índices de recuperación clínica y desaceleración de la progresión perniciosa.

Una advertencia elemental dirigida a los terapeutas es la que implica como metodología el aumento paulatino de las dosis, comenzando desde un valor muy bajo y monitoreando las respuestas del paciente y la evolución de sus síntomas. 

3.- Acción Antitumoral:

En cultivos celulares de cáncer de mama se han reportado variados efectos antitumorales del CBD, resultantes en un aumento de la apoptosis, que es la destrucción celular programada por el propio organismo.

Esta función natural de la apoptosis es muy importante porque posibilita la destrucción de células dañadas evitando su propagación en las enfermedades degenerativas como el cáncer. 

La destrucción que causa la apoptosis se desencadena a través de señales genéticas y a diferencia de la necrosis, que es la secuencia que sigue a la muerte de un tejido, aquella es un proceso ordenado a favor del conjunto del organismo sobre células todavía vivas pero imperfectas.

Aunque las investigaciones se encuentran en desarrollo, se presume que el efecto del CBD redunda en un incremento de la apoptosis, la reducción del crecimientos tumoral y, por lo tanto, la inhibición de la metástasis.

4.- Acción Analgésica:

El efecto analgésico de los cannabinoides se produce de un modo similar al que lo efectúan los opiáceos, por medio del bloqueo de neurotransmisores liberados, tanto a nivel cerebral como de la médula espinal y neuronas sensoriales periféricas.

Estos neurotransmisores son los encargados de difundir la sensación de dolor y su supresión, por ende, genera el mecanismo de la analgesia o cese del dolor. 

Existe la posibilidad de combinarlos con fármacos convencionales, reduciendo los efectos adversos de estos últimos, pero es aquí donde las investigaciones todavía están en deuda para determinar probables interacciones no deseadas.

Dicho de un modo más sencillo, los derivados del Cannabis tienen la capacidad de inhibir la transmisión del impulso nervioso portador de la información del dolor.

La explicación a nivel celular tiene una complejidad que excede los alcances de este documento pero puede resumirse diciendo que los cannabinoides, que pertenecen a la familia de los terpenofenoles, disminuyen la excitabilidad y la actividad neuronal y como resultado hay una disminución en la liberación de neurotransmisores.

Por esta razón, los derivados del Cannabis resultan efectivos en el control del dolor crónico originado en procesos cancerosos y el dolor neuropático. 

Se debe recordar que la alternativa para estos pacientes en la terapia tradicional son los tratamientos a base de morfina.

Otra enfermedad que cursa con dolor neuropático es la esclerosis múltiple, donde también es muy estimado el aporte analgésico del CBD como complemento beneficioso de los tratamientos típicos.

Si bien el empleo del CBD es cada vez más frecuente en esta aplicación como analgésico, los estudios clínicos todavía deben superar ciertas limitaciones para llegar a conclusiones mejor fundadas.

Por ejemplo, en diferentes ensayos se ha trabajado con dosis y formas de suministro muy distintas. 

Y hay una ausencia de estudios comparativos con respecto a las formulaciones y los modos de administración. 

Además, en general, se han tomado muestras de poblaciones muy reducidas y con un cierto sesgo en la selección de los pacientes.

La conclusión es que se necesita realizar más ensayos clínicos y generar mayor cantidad y calidad de registros y documentación.

4.- Acción Antipsicótica:

Aunque estas investigaciones también se hallan en un estadio preliminar, se han reportado evidencias clínicas de un efecto benéfico del CBD ante intoxicaciones con sustancias ansiogénicas.

También cuando el intoxicado hubiera abusado de esencias o concentrados que generan secuelas deletéreas tales como los narcóticos sintéticos, el alcohol o el propio THC y fármacos o productos psicotóxicos.

De acuerdo con los reportes clínicos, el empleo apropiado del CBD contribuye a amortiguar los síntomas de los pacientes intoxicados que han hecho derivaciones de su saturación hacia etapas tempranas de psicosis, porque antagoniza los efectos psicotomiméticos.

La disminución de la ansiedad que produce el CBD por su acción sedativa y relajante puede contribuir al tratamiento de personas con fobias sociales e insomnio.

Como ya se explicó en un punto anterior, esta acción está relacionada con la inhibición de los neurotransmisores, donde el CBD no presenta efectos secundarios.

En cambio, las benzodiazepinas, que son los fármacos con los que se tratan habitualmente estos trastornos, son adictivas y ocasionan cefaleas, agitación y reducción de la libido, entre otras consecuencias adversas.

Esta característica induce a utilizar el CBD en el tratamiento de adicciones, en general, dado que posibilita ejercer un mayor control sobre los deseos compulsivos sin ocasionar dependencia.

En el mismo orden de funciones, se han realizado experiencias utilizando protocolos de laboratorio que simulan el desorden causado por el estrés postraumático y se ha encontrado evidencia en el sentido de que el uso del CBD consolida la extinción de los recuerdos traumáticos.

5.- Uso externo (Propiedades del CBD):

En forma de aceite o crema, el CBD puede ser usado también de manera tópica y ha demostrado poseer utilidad en el tratamiento paliativo de algunas afecciones dermatológicas como la psoriasis.

Hay investigaciones llevadas a cabo en las Universidades de Nottingham y Reading Berkshire, en Inglaterra, que han analizado el comportamiento de componentes cannabinoides como inhibidores eficaces de la proliferación de queratinocitos, que son las células que producen la queratina y las citocinas, con funciones de regulación celular epitelial y dérmica. 

Estos queratinocitos forman las cuatro capas de la piel: manto basal, estrato espinoso, estrato granuloso y capa córnea.

Por esta razón, el aceite de CBD en modo emoliente resulta ser una terapia viable para la psoriasis, dado que la enfermedad obedece a una aceleración del ciclo de vida de las células epidérmicas por señales defectuosas recibidas desde el sistema inmunológico.

Al ralentizar el crecimiento patológico y demasiado rápido de las células de la piel, el CBD contribuye a aliviar la situación.

El resultado de su aplicación es una reducción de la picazón y del nivel de inflamación, por lo cual disminuye el tamaño de las manchas y mejora la calidad de vida de los enfermos. 

https://www.healthline.com/health/cbd-oil-benefits

cuales son las propiedades del cbd

Formas de administración:

Un punto importante se relaciona con las formas de suministro del CBD y sus derivados a los distintos tipos de pacientes.

Un factor determinante es el tipo de dolencia que pretende tratarse, tanto como la disponibilidad del producto. En aplicaciones analgésicas suele utilizarse con mayor éxito en forma vaporizada.

El problema de la inhalación, en este caso, es que complica la dosificación exacta ya que las cantidades y concentraciones se vuelven erráticas.

En su uso dérmico, como se ha mencionado antes, el CBD se aplica en forma tópica con la consistencia de una crema o aceite.

Otra vía de administración frecuente es la ingesta oral en forma de jarabe, comprimidos, extracto vehiculizado en un aceite comestible, típicamente el de oliva y hasta en versión masticable, mezclado con una base de golosina.

En el caso de estas formas de manejo oral faltan realizar más estudios acerca de la degradación que sufren los principios activos del CBD en el tracto gastrointestinal antes de su absorción.

Para su empleo como analgésico en esclerosis y neuropatías, el mejor resultado terapéutico se ha obtenido utilizando la vía sublingual que permite un mejor aprovechamiento de la dosificación del compuesto.

En el análisis de sangre de derivados cannabinóidicos, el metabolito que aparece con mayor concentración durante las primeras horas es el THC, que puede permanecer en el plasma hasta 20 horas después de una administración oral.

La eliminación depende de la forma de suministro utilizada pero se realiza mayormente por vías renal e intestinal.

www.farmacbd.es

propiedades del cbd

Efectos adversos:

El empleo del CBD en dosis terapéuticas no posee mayores consecuencias indeseables y sus secuelas desaparecen inmediatamente al suspender la ingesta.

Normalmente se han reportado cefaleas, disminución del apetito, somnolencia, sequedad en la boca, mareos, mialgias o debilidad muscular, alteración de la memoria, náuseas e hipotensión transitoria.

No hay registro de aparición de síntomas graves o irreversibles y todas estas incidencias son muy variables porque dependen de la susceptibilidad de cada paciente.

Por lo tanto, las dosis y vías de suministro deben ajustarse empíricamente de acuerdo con la respuesta de la persona que está siendo tratada.

En dosis muy altas pueden aparecer diarreas, convulsiones, irritabilidad y náuseas. También es importante considerar la posibilidad de interacción con otros medicamentos, a los que el CBD puede potenciar o inhibir, por lo cual se requiere el monitoreo profesional permanente en casos de terapias combinadas.

Las principales precauciones que deben observarse se relacionan con las contraindicaciones de uso en pacientes cardíacos, embarazadas, lactantes y adultos mayores polimedicados, además de pacientes con trastornos psicopáticos severos.

Otra contraindicación muy importante es la que comprende a la administración en los niños ya que el uso prolongado de CBD y derivados parece afectar el desarrollo cerebral y se considera injuriante para el sistema nervioso central infantil.

Hay evidencia en casos de individuos con consumo temprano de marihuana de dificultades en el aprendizaje, comparativamente mayores a los de consumo tardío o sin consumo.

También se han observado alteraciones cognitivas, disminución de la memoria de corto plazo, capacidad de atención y motivación.

Conclusiones acerca de las propiedades del CBD:

El CBD ha demostrado sus propiedades terapéuticas en numerosas aplicaciones bajo el amparo de protocolos clínicos.

No obstante, hay hacia su empleo una cierta reluctancia más cultural y social que científica, motivada por su parentesco cercano con sustancias alucinógenas muy desacreditadas en ciertos sectores más conservadores.

La solución es profundizar las investigaciones y robustecer la literatura científica con evidencias fundadas, para rescatar la potencialidad del producto del ostracismo al que pretenden desplazarlo los prejuicios.

También es muy importante analizar con mayor profundidad las posibles interacciones con medicamentos tradicionales.

Finalmente, en el desarrollo de los ensayos clínicos futuros es recomendable que se utilicen poblaciones de estudio de mayor tamaño y aleatoriedad, registrando y documentando todos los resultados antes de emitir conclusiones definitivas. Esto es importante ya que en los próximos años podremos ver como científicos consiguen aportar nuevas propiedades del CBD para la sociedad.